• ¿Qué es un ralentizador KLAM?

  • ¿Qué es un ralentizador KLAM?

  • ¿Qué es un ralentizador KLAM?

El ralentizador KLAM es un sistema auxiliar de frenado que aumenta la seguridad en carretera y genera ahorro en los frenos de servicio.

La tecnología del Ralentizador KLAM está basada en la ley de Foucault (Eddy Current Brake) y su conocido efecto de frenado. Básicamente está compuesto de un estator con bobinas (parte fija) y unos rotores autoventilados (parte móvil). Cuando aplicamos corriente eléctrica al estator, se crea un campo de líneas de fuerza magnética que atraviesan los rotores creando las corrientes de Foucault (resultando una fuerza que se opone al sentido de giro). Dicha fuerza frena el vehículo sin producir fricción ni desgaste, la energía absorbida es disipada a la atmósfera en forma de calor por los rotores.

A diferencia de otros sistemas de frenado como el freno motor o hidráulico, el ralentizador electromagnético se puede instalar en cualquier tipo de vehículo comercial e industrial, sin importar si es nuevo o usado. Dependiendo del tipo de chasis y del espacio disponible, la instalación se puede realizar en la transmisión, caja de cambio o grupo diferencial. Además, debido a su construcción modular, el ralentizador KLAM no necesita un mantenimiento periódico, teniendo una vida útil de 15 de años de media.

DESCARGAR CASO DE ÉXITO

Beneficios y
ventajas

Ahorro

  • Se alarga la vida de zapatas, tambores y discos de frenos en hasta 7 veces.
  • 20% en llantas.
  • 2% en combustible.
  • Se reducen considerablemente los tiempos de trayecto.

Seguridad

  • El 85% de la frenada es absorbida por el REM. Los frenos siempre se mantienen fríos.
  • Reduce la distancia de frenada a la mitad.

Protege
el medio
ambiente

  • Ausencia completa de fricción.
  • No requiere cambio de aceite.
  • Participa de forma activa en la reducción de emisiones de gas del efecto invernadero.

Estudio hecho por la Universidad de Utah (USA) entre el nº de frenadas vs valor retardación y uso de frenos servicio.

Esto confirma que el ralentizador electromagnético es el mejor sistema para ahorrar frenos de servicio y el más efectivo comparado con sistemas hidráulicos o frenos de motor.

Las múltiples pruebas realizadas demuestran que, instalar el ralentizador electromagnético KLAM puede alargar la vida del freno de servicio en hasta 7 veces.

 

Por qué Klam

Gracias a 59 años de experiencia y a las continuas innovaciones de I+D, hemos conseguido que el retardador KLAM sea el freno eléctrico con más par de frenada del mercado. Disponemos de ralentizadores de 16, 8 e incluso de 6 bobinas y son aplicables a la transmisión, caja de cambios o puente diferencial. Se ofrecen competitivas dimensiones, pesos y consumos eléctricos.

Los ralentizadores KLAM se diseñan y fabrican con estándares y homologaciones de máximas exigencias que hacen que nuestro producto sea eficaz, seguro y duradero. Debido a la calidad de los materiales con los que se fabrica y su construcción cerrada, no precisan de mantenimiento.

Con la cooperación de nuestra empresa subsidiaria AM LIGHTING, (expertos en el diseño y producción de sistemas de iluminación y componentes electrónicos) somos capaces de diseñar y producir todos los sistemas de control que garantizan la compatibilidad entre el ralentizador eléctrico y el vehículo.

Por todo esto y por nuestro trato al cliente, flexibilidad, adaptabilidad y rapidez en la resolución de problemas, KLAM se posiciona como el número uno en la mente del consumidor.

Productos

CONTACTA CON NOSOTROS

Para realizar una consulta o solicitar información, rellena el siguiente formulario.